Todos nacemos emprendedores

307

Se oye tanto hablar sobre emprender,  el cómo emprender, o hasta el por qué deberías emprender, pero pocas veces ahondamos sobre el espíritu que debe tener un emprendedor, hoy me encantaría platicarte este tema como emprendedora pero también como mamá.

mujer de traje

Soy Magu y soy  mamá de un niño de 7 y hago como mil cosas en las que decidí emprender que me hacen completamente feliz y me mantienen motivada y ocupada cada día; junto con mis padres y hermano tenemos una casa frente al mar que rentamos a visitantes para que salgan de la rutina Marluz”.  De la mano de mi esposo, fundamos una productora audiovisual donde hacemos videos increíbles de todo tipo, corporativos, de eventos, publicitarios etc. “Vocho Amarillo Producciones Audiovisuales”, soy Consumidora y Socia Comercial de Aceites Escenciales Young Living, y Betterware, también me encanta el mundo del entretenimiento, antes de que todo esto sucediera me gustaba amenizar Bodas, XV Años, Baby Shower y Fiestas infantiles y bueno soy escritora y editora en este bellísimo proyecto de Hermosaz.

El espíritu de un emprendedor es inquieto y aventurero

La verdad es que el espíritu de emprender es algo que si lo tienes tarde o temprano sale, pero debes estar muy atento de saberlo identificar; (suspiro) pues ahí te va… 

mujer con saco rojo

Mis padres son personas súper trabajadoras, de estas generaciones de muchos hermanos, con un montón de necesidades y pocos recursos, ambos a su manera, una más afortunada que otra, pero ambos, crecieron trabajando y conociendo de responsabilidades a una corta edad (cosa que con el paso de los años los forjaron para volverse un súper equipo).

Cuando se casaron decidieron poner un súper en el  centro de la ciudad donde vivíamos, y bueno, aunque suene maravilloso ser tu propio jefe, ahí aprendí mi primera gran lección en este camino del emprendimiento: Emprender es dedicar el doble de tiempo, el doble de esfuerzo y muchas horas extras en tu proyecto

Hermosaz TikTok

Mi papá es un hombre súper inteligente conoce cómo se manejan los números y siempre ha creído en apostar por las cosas que sabe le traerán mayores ingresos, y mi madre es incansable, dinamita en potencia, siempre pensé en ellos como el cerebro y la máquina de arranque, el dúo perfecto, ninguno tomando mayor protagonismo más bien ocupando sus habilidades únicas para sumar cada día.

Pese a que no me faltaba nada, siempre me inculcaron la idea de ahorrar para poder comprar con libertad las cosas que yo necesitara o quisiera (mi segunda gran lección).

A cierta edad estando en la prepa, recuerdo súper claro, querer ser parte del grupo de Danza de mi escuela, entonces los vestuarios eran costosos para solo usarlos una vez, y mis padres me dijeron que si quería ser parte de eso, pues tenía que encontrar una manera de “ganármelos”.

mujer con saco negro

En fin lo siguiente que hicieron fue comprarme unos cuantos dulces y mandarme con ellos a la escuela, si lograba venderlos  con las ganancias podría volver a comprar más y así seguir haciéndome de dinero, pues bueno, esto se llama reinvertir y siendo más técnicos  reinvertir es  emplear los beneficios de una actividad productiva en el aumento de su capital y eso fue justo lo que hice, al principio solo llevaba un par de chocolates, chicles y unas cuantas paletas, al final del semestre yo pasaba todos mis recesos vendiendo de todo, era como una mini dulcería ambulante, llevaba galletas, chicharrones, chicles, paletas, chocolates, en mi espalda colgaba mi mochila con mis útiles, mientras en mis manos cargaba bolsas repleta de variedad de chucherías, sobre mis hombros colgaban bolsas grandes de chicharrones y sobre la cintura  las salsas o alguna bolsa que no había encontrado un lugar, sin parecerme suficiente, tiempo después una maestra que vio en mí “algo” me invitó a Betterware, esta marca de productos para el hogar muy popular en México, y aquí viene la cuarta  gran lección

mujer trabajando

nunca dejes de aprovechar una oportunidad que creas traerá consigo alguna clase de enseñanza, relaciones, o dinero solo porque implique un poco más de esfuerzo”.

Fitness x Hermosaz

En esa época (16 años) yo tenía una gran libertad financiera, bueno dentro de los estándares de una menor de edad, porque además de ganar con mis ventas de dulces, mis ventas de productos, tenía una beca de aprovechamiento, ¿o qué apoco creerías que sacaba malas notas?… ¡Jamás! y menos si eso implicaba una entrada extra,… ¿y la danza? Pff! Pues claro que participé en todos los festivales, y hasta para las pestañas postizas me alcanzaba.Con ello aprendí cosas súper importantes, que recuerdo con mucho amor y ahora que soy madre, quisiera tener la sabiduría de transmitirle a mi hijo; todos los padres nos esforzamos por darles la mejor calidad de vida que podamos a nuestros hijos, pero a veces el acompañarlos a recorrer los caminos complicados puede enseñarles mucho más quecualquier sermón, mis padres no lo sabían y yo tampoco hasta muchos años después, pero ese día en el carrito del súper no solo estaban metiendo un par de chucherías, metieron la oportunidad de saberme independiente, capaz, segura y muy orgullosa de mis pequeños logros.

mujer emprendedora

 Esto como padre es la mayor victoria que puede haber, y ellos lo lograron con unos cuantos caramelos, ¡genios!.

Siempre he creído que el proceso es tan importante como la meta, el viaje también es digno de disfrutar y parte del aprendizaje, yo he disfrutado enormemente de mi viaje, porque la verdad es que ahora mismo escribiendo este texto me doy cuenta que nunca lo he hecho sola, siempre los he tenido a ellos; y si tú ahora mismo eres una madre llena de dudas y miedos, como yo jaja, te repetiré lo que me repito últimamente más a menudo:

mujeres emprendedoras

1.     Hazles ver que nada valdrá más, ni le traerá mayor riqueza que hacer lo que los haga sentir felices, así que dedicarle su vida a esa actividad no les será tan fastidioso.

2.     Identifica  qué son capaces de lograr y dales las herramientas que fortalezcan esas habilidades.Todos somos únicos y en nuestras particularidades radica nuestra magia, pero debes estar super atenta de identificar qué es lo que de verdad les apasiona, y no hay mejor manera de llegar a ello que probar. Dale la oportunidad de que pruebe y sepa diferenciar qué le gusta y qué le apasiona, a veces empezar a descubrir lo que no nos gusta es el mejor comienzo.

3.     Enséñales que el dinero se ahorra, se cuida, y se reinvierte. Como mi madre siempre dice “nada que vale la pena llega fácil”. Aunque no lo creas todos las cosas que hago me han ayudado en poco o gran medida para invertir una en la otra, esas ganancias las ahorro y las vuelvo capital activo para una nueva inversión y es así como poco a poco todo lo he ido creciendo. Cuando tienes que poner de tu dinero constantemente  para mantener algo,sin ver ganancias eso deja de ser un negocio y lo mejor es que lo dejes ir antes de que empieces a perder más.

4.     Vuélvanse compañeros de equipo, hagan equipo para “lavar trastes, guardar ropa, guardar juguetes, hacer travesuras o hasta bailar en los pasillos del supermercado”, (anécdota real jeje) si logras que tu hijo entienda y asuma el significado de “equipo”, tendrá una convivencia mucho más fácil con la gente que lo rodea en cualquier área de su vida. Un buen líder siempre forma equipos que sumen.

mujer emprendedora

5.     Trata, dije “trata” de no reprenderlo tanto por sus equivocaciones, he visto cómo el mostrarle a mi hijo en como resolver o cómo pudo ser una mejor manera de hacer algo lo ha vuelto un niño mucho más independiente y seguro, tener la certeza de que equivocarse no está mal si aprendemos a resolver tiene un gran valor en cualquier edad, y habla mucho de la confianza que puedan tener en sí mismo.

6.     Muéstrale con el ejemplo, enséñale que los miedos solo son límites si te paralizan, pero pueden ser tu motor de arranque si lo vuelves una meta a superar. Es increíble cómo el poder del ejemplo arrasa.

7.     Finalmente enséñale que cada idea es una nueva oportunidad para emprender, déjalo hablar y dale la oportunidad de que su voz sea escuchada que defienda todas sus posturas, vuélvelo cazador de oportunidades y no lo dejes desistir hasta lograrlo, siempre he creído que es más valiosa una persona que jamás deja de intentarlo a otra que nació talentosa.

mujeres estadistica

Espero que este artículo te sirva y aporte en algo, como decía al inicio, el espíritu de un emprendedor, es inquieto, aventurero, este espíritu no descansa, yo personalmente me reconozco cazadora de oportunidades, cada nueva persona que conozco representa para mí la oportunidad para crear algo,  o llevarme a alguien que me ayuda a crearlo, pero debo reconocer que este tiene que acompañarse de un equipo sólido, padres que crean en ti y te formen con seguridad , un compañero que sea tu cómplice en cada paso y no te suelte sin importar las tempestades (que seguro las habrá), y la nula vergüenza de expresar lo que quieres,  más un buen control y manejo de tus finanza (es fundamental) es la fórmula que yo he encontrado para lograr mis sueños.

Espero que mi artículo te haya servido de algo o por lo menos en alguna medida haya podido conectar contigo, y si tú o alguno de tus hijos tienen este espíritu emprendedor acechando no dejes que ningún miedo, o prejuicio lo intimide, empezar siempre es la parte más difícil pero una vez que te decides el mismo camino te va colocando en el lugar correcto, solo mantente muy atenta y disfruta de tú viaje.